Search

The Girl with the Daffodil Tattoo

A Welsh girl let loose in a wild world

Category

El Matriarcado

Games for girls

I was chatting to someone from the cuadrilla who was a geek. I remember actually not hating the conversation, which was nice. I said “Ah, you lent us that car game. Could you tell me what are the tricks to do better at it?”

“Ah” he said. “Well, the thing is, it’s not meant for girls. You should play one of the gardening ones instead.”

I started laughing hysterically, thinking about what a great joke it was. He continued.

“No, when I’m tired, I play this great gardening game. You should play that one instead.”

His traditional sexism gave me a firm pat on the cheek. I, between laughing, explained to him how the division of labour in our society leads to massive inequalities in men and women and how I didn’t believe there were toys for boys or for girls.

Eventually, in a small voice, he mentioned that the main important strategies of winning the game were memorising the maps and memorising where the speed boosts were.

That wasn’t so hard now was it?

Advertisements

El mito del matriarcado*

“Es un matriarcado. Por eso, nadie folla” te dice el machuno. Es un machuno, pero si lo dices tú, sus amiguitos le defienden como “chico normal”, como si su clase social fuese excusa para comportarse como gilipollas. Soy güiri, entonces a los varones en País Vasco les encanta explicarme cosas, como las mujeres aquí son tan malas, etcetera.

Let’s break this down. Por qué no deconstruyamos la “lógica” de esta propuesta.

Primero, la definición de matriarcado. Vamos a utilizar el diccionario Real Academia Español, aunque cambiaron la definición de femenino como “débil” en el año 2014.

1. m. Organización social, tradicionalmente atribuida a algunos pueblos primitivos, en que el mando corresponde a las mujeres.

2. m. Predominio o fuerte ascendiente femenino en una sociedad o grupo.

Ahora bien, históricamente, Euskal Herria es una sociedad en la que mujeres pueden heredar, y administran el dinero de la familia. Pero siempre bajo la supervisión del cura. Para los vascos hoy en día, la definición moderna del matriarcado suele ser que la mujer controla el dinero del hombre, mientras los hombres juegan cartas y las mujeres se quedan en sus jaulas doradas con los críos.

Los vascos no follan por razones simples y que pasan en muchos sitios. Como mujer dentro de un patriarcado, para ganar en el juego con las reglas tal y como están, debes encontrar el hombre con los más recursos para ti. Si follas mucho, y es sabido que follas mucho, pierdes tu valor social, tanto aquí como en cualquier otro sitio. Las propias mujeres hacemos esto cuando llamamos a una chica “slut”, y tiene toda la lógica del mundo. Son principios económicos básicos. Si tu único poder es el sexo, si alguien lo da gratis, tienes menos poder, tu moneda tiene menos valor.

Euskal Herria es catolico, y también tiene cuadrillas. He estado igual 10 veces con una cuadrilla clásica, y experimente de primer mano como los varones controlan con quien las mujeres hablan. Me cogieron por el brazo si hable con alguien fuera del grupo para controlarme. En el momento, no hice nada, igual por shock, igual por coerción.

Luego, parece que muchos hombres de aquí no saben como ser amigos (o igual fingir serlo…) con las mujeres. A veces, hablar casualmente con un vasco tengo la sensación de que, psicológicamente, me está pegando en la cara. Me dicen que hablo con una voz demasiado alto, que debería comportarme mejor, que debería compartir cartas con mi pareja… En fin, queda claro que no tienen experiencia de jugar con las niñas, que no tienen ninguna idea de como relacionarse con las mujeres.

Y no follar? Pues, si fuese un matriarcado, habrá mucho más sexo, ya que las mujeres pueden tener orgasmos multiples y que nuestra sexualidad no es limitada a una erection que dura muy poco tiempo.

One love bonobos!

 

*Escrito en castellenglish. Va a haber errores. Deal with it.

Create a free website or blog at WordPress.com.

Up ↑